EL AMOR DE DIOS

Isidro Esparza Marín
Note by Isidro Esparza Marín, updated more than 1 year ago
Isidro Esparza Marín
Created by Isidro Esparza Marín almost 5 years ago
104
0

Description

Dichoso el corazón enamorado que sólo en Tí ha puesto su pensamiento y que por amor a Tí ha renunciado a todo lo que el mundo pueda ofrecerle y que sólo en Tí ha encontrado y encuentra el amor, gozo, paz, felicidad y la serenidad de su alma.

Resource summary

Page 1

EL AMOR DE DIOS

Fecha de inspiración: 7-08-1999EL AMOR DE DIOS1.- NATURALEZA DEL SER HUMANO Todos los seres humanos somos al mismo tiempo seres materiales e inmateriales. Somos espíritu, alma y cuerpo, afirmación realizada por San Pablo en 1ª TESALONICENSES 5, 23 donde podemos leer “...y todo vuestro ser, espíritu, alma y cuerpo, sea guardado irreprensible para la venida de nuestro SEÑOR JSH”. Nuestra parte física o material que es el cuerpo, es lo que nos permite relacionarnos con el mundo físico a través de nuestros sentidos y lo inmaterial alma y espíritu, es la parte invisible y que nos sirve para relacionarnos con nuestro mundo interior ó espiritual. El orden en que Pablo los coloca nos da a entender su importancia ya que somos espíritu, alma y cuerpo y no cuerpo, alma y espíritu. Cuando decimos que el hombre ha sido creado a imagen de DIOS y puesto que DIOS es Espíritu, (Juan 4, 24) estamos queriendo dar a entender que en el hombre la parte esencial desde el punto de vista cristiano es nuestro propio espíritu. Por tanto es a través de nuestro espíritu como llegamos al conocimiento en parte de DIOS, a través del alma el conocimiento es el de nuestra propia identidad, conocimiento de la esencia del yo, que es la base o asiento en que se apoya nuestra personalidad. Finalmente con el cuerpo y por medio de sus sentidos llegamos al conocimiento del mundo que nos rodea, así pues la vida es la capacidad que tenemos todos nosotros de poder relacionarnos en estos 3 niveles del conocimiento:1º.- A través de nuestro espíritu adquirimos la capacidad para conocer y relacionarnos con DIOS.2º.- Con nuestra alma la capacidad es la del conocimiento de nuestro yo.3º.- Con nuestro cuerpo el conocimiento se realiza del mundo o entorno exterior. Cuando el hombre cae en el pecado se aparta de la comunión con DIOS, es decir, corta la comunicación que existía entre él (su espíritu) y DIOS (Espíritu), entonces decimos que está muerto, no corporalmente ya que sus sentidos siguen actuando, su alma no está muerta puesto que sigue amando, continúa con sus esperanzas, deseos, alegrías, tristezas, pero espiritualmente está muerto pues rompió la comunión entre él y su CREADOR.2. - CLASES DE AMOR El hombre y la mujer han sido creados para amar, así que la inclinación natural y espontánea es el amor, pero ¿A qué clase de amor?. Debemos distinguir 3 tipos de amor en el ser humano:2.1.- El amor EROS de donde se deriva la palabra EROTICO, es el amor que surge de nuestra propia carne y cuyo objetivo es nuestra propia satisfacción sexual y pasional, es decir el amor carnal.2.2.- El amor FILOS, es el amor natural, amor almático que surge de nuestra alma y que nos permite amar a todos aquellos que nos aman, amor a nuestros padres, a nuestra esposa, a nuestros hijos, a nuestros amigos. Si yo simplemente estoy amando a DIOS con este tipo de amor, es decir con un amor puramente emocional, es probable que el día de mañana tenga algún problema y entonces me desaliente, me desanime y dejaré de amar a DIOS, por tanto no es éste el auténtico amor del cual yo quiero hablar.2.3.- DIOS quiere que le amemos a ÉL con Su propio Amor y no con el amor nuestro, por eso a veces somos tan limitados para amar a DIOS y para obedecerle, de aquí la necesidad de conocer y vivir en el AMOR de DIOS. El amor ÁGAPE o amor espiritual, es el Amor de DIOS - PADRE, es ese Amor con el cual ÉL nos amó y fue capaz de ofrecernos lo mejor que había en el cielo, lo más limpio, lo más puro, lo más santo, es decir, su propio HIJO JHS. El Amor espiritual es el Amor supremo, Amor manifestado en la Cruz que por la fuerza del ESPIRITU, CRISTO se ofreció a todos nosotros, es éste el tipo de Amor que nuestro PADRE DIOS y DIOS HIJO reclaman para sí, pero ¿Acaso un ser humano puede alcanzar la cima de esta clase de Amor?. Humanamente para nosotros es imposible alcanzar esta meta, entonces el ser humano vive en la paradoja, en la contradicción, pues DIOS le pide un amor que le trasciende, que le supera, que le sobrepasa, que está fuera de su alcance, más allá de sus propias fuerzas. ¿Cómo poder Amar a DIOS con el Amor de DIOS si este Amor de DIOS es inalcanzable?. La PALABRA de DIOS nos dice: “No te he dicho que si crees verás la gloria de DIOS”, en otro pasaje de la PALABRA se nos vuelve a decir “Todo le es posible para aquel que cree”. Es la fe en nuestro DIOS el que realizará este maravilloso milagro, es nuestra fe en ÉL quien nos permitirá ver Su Gloria en nuestro corazón, es ÉL quien nos dará el PODER para que seamos capaces de amarle a ÉL con su mismo amor.“DIOS es AMOR” (1ª Juan 4, 8), pero en Galatas 5, 22, se nos dice que el “AMOR es un fruto del ESPIRITU”, por tanto el AMOR DE DIOS es un Amor espiritual, un Amor que procede de DIOS-E.S., regalo ofrecido por DIOS el PADRE a todos nosotros según petición realizada por CRISTO, en San Juan 14, 16 “Y yo rogaré al PADRE, y os dará otro CONSOLADOR, para que esté con vosotros para siempre”. El AMOR DE DIOS es un Amor que se derrama poderosamente en nuestros corazones y es el que nos va a dar la capacidad de amar más allá de nuestras propias fuerzas. Cuando ese Amor inunda nuestros corazones vamos a tener la capacidad de Amar a DIOS y a los hombres con el Amor del propio DIOS EL PADRE y DIOS EL HIJO, es decir con el AMOR del mismo DIOS. El AMOR de DIOS es una fuerza que surge de nuestro interior que nos lleva a obedecer por Amor todo aquello que está proclamado en Su PALABRA, por ello obedecer a DIOS no va a ser un esfuerzo, ni tan siquiera un sacrificio porque tenemos la fuerza de DIOS en nuestro interior. La PALABRA DE DIOS nos enseña que la única manera que podemos llegar a la plenitud del Amor es a través de una vida llena del E.S., por eso LA PALABRA nos dice en Romanos 5, 5 “ El AMOR DE DIOS ha sido derramado en nuestros corazones por el E.S. que nos ha sido dado”, con ello quiero decir que de la misma forma que un árbol de manzanas lo natural es que de frutos de manzanas, lo natural en una vida llena del E.S. es que los frutos sean frutos de Amor, entonces yo necesito ser lleno del E.S. para poder dar frutos de Amor. Cuando el E.S. llena nuestra vida, lo que el E.S. está haciendo es llenar nuestro corazón del AMOR DE DIOS, entonces este Amor que está en nosotros no es nuestro es de DIOS, por eso tendremos la capacidad de DIOS para amarle a ÉL cómo ÉL quiere ser amado. Tendremos la verdadera capacidad espiritual para comprender la PALABRA DE DIOS, y ya no será un esfuerzo el amar, ni un sacrificio, ni algo pesado, será algo que surge de nuestro corazón de forma tan natural como el fluir el agua del manantial puesto que es DIOS amando a través de nosotros, a través de nuestra propia existencia. Si deseamos saber si esta clase de Amor vive en nuestro corazón debemos conocer lo que nos dice 1ª Corintios 13, 4-8 “El amor es sufrido, es benigno, el amor no tiene envidia, el amor no es jactancioso, el amor no se envanece; no hace nada indebido, el amor no busca lo suyo propio, no se irrita, no guarda rencor, no se goza de la injusticia, más se goza de la verdad. Todo lo sufre, todo lo cree, todo lo espera, todo lo soporta. El Amor nunca deja de ser”. Si yo me irrito, si yo tengo rencor contra alguien, si pienso en mí antes que en los demás, si tengo envidia, esto nos quiere decir que yo no tengo el AMOR DE DIOS viviendo en mi corazón. El Amor todo lo sufre, todo lo soporta, todo lo espera, si yo nada soporto, si yo nada sufro, si yo nada espero es porque me está faltando el AMOR. La mayor parte de nosotros vivimos engañados a nosotros mismos creyendo que porque tengo el amor mío, natural, filial, almático es que yo tengo el AMOR DE DIOS, pero no es así, el AMOR DE DIOS trae frutos poderosos a nuestra vida. Necesitamos que el AMOR DE DIOS llene nuestra vida con plenitud para que podamos obedecer por Amor a todo lo que está escrito en su PALABRA. Como resumen de todo lo expuesto puedo decir que:1.- Debemos AMAR A DIOS a través de Su propio Amor, con el AMOR DE DIOS derramado en nuestros corazones por el E.S.2.- Debemos amar a nuestros hermanos los hombres como CRISTO los amó, es decir, siendo capaces de dar nuestra vida por todos ellos, por eso CRISTO nos dice en San Juan 15, 13, “Nadie tiene Amor mayor que el que da la vida por sus amigos”. Por eso nuestra vida y nuestro objetivo es ser el AMOR DE DIOS vivo en este mundo, siendo alcanzado no por nuestros medios sino por la acción del E.S. morando en nuestros corazones. NOTA ACLARATORIA: Si después de todo lo expuesto fuera preguntado, ¿Qué es el AMOR DE DIOS?, Os diría que no es nada de todo lo que he dicho hasta ahora sino más, muchísimo más. Tan distante como el cielo lo es de la tierra o el oriente de occidente así son mis pensamientos y mi capacidad de comprensión de lo que es el AMOR de DIOS. Nunca un ser limitado y finito como el hombre podrá alcanzar y aprehender al que es su INFINITO, entonces ¿Qué es el AMOR DE DIOS?. Para intentar poder comprenderlo debo remitirme a sus efectos. Cuando el AMOR DE DIOS inunda todo nuestro ser, experimentamos un profundo quebrantamiento en nuestro corazón, porque es DIOS el amor perfecto, amando a quien es imperfecto, el ABSOLUTO amando a quien es nada, la SANTIDAD TOTAL amando a quien es un pecador, en estos momentos en que la distancia entre DIOS y nosotros es infinita y estando separados por un abismo que el ser humano no puede salvar, ÉL tiende un puente que llega hasta nosotros para hacer Su Morada en nuestro corazón, ante Su Presencia quedamos inundados, anonadados, sorprendidos y deslumbrados por la hermosura de Su Santidad. No podemos llegar a comprender cómo este DIOS es capaz de hacer esta locura, la de abrazarnos con Su Divino AMOR siendo nosotros quienes somos. Uno no puede expresar con palabras lo que siente su corazón ya que las palabras han dejado de ser vehículos transmisores con los que los seres humanos comunicamos los sentimientos de nuestro corazón. No pudiendo encontrar palabras para poder manifestar tanta dicha, tanta felicidad y tanto amor, no tenemos más remedio que doblar nuestras rodillas y abrir nuestros brazos y callar, permanecer en silencio y adorar, entonces sí, es a través de este silencio exento de palabras, de pensamientos, cuando de nuestro interior sale un canto de agradecimiento, un canto de alabanza, un canto de adoración, un canto de amor y todo ello expresado en el más absoluto de los silencios, pero ¿Cómo poder expresar con palabras esta situación cuando éstas han dejado de existir?. Así pues, podríamos decir que el auténtico AMOR A DIOS se expresa en el silencio, se expresa en nuestro interior, en nuestro corazón, a través de nuestro espíritu uniéndose con el ESPIRITU DE DIOS, es la unión de dos intimidades, la unión de dos silencios, nuestro silencio lleno de fe, confianza, esperanza y amor y el silencio de DIOS lleno de Su Ternura, de Su Misericordia y de Su Infinito Amor, será acaso esto, ¿El AMOR de DIOS?.  

Show full summary Hide full summary

Similar

EL ENCUENTRO DE UNA PRESENTADORA DE TV CON DIOS
Isidro Esparza Marín
UNA MUJER PARA LA ETERNIDAD (Biografía de la Hermana Clare Crockett)
Isidro Esparza Marín
CREADOS PARA AMAR - VOCACIÓN UNIVERSAL AL AMOR
Isidro Esparza Marín
DECLARACIÓN QUE CONDUCE AL HOMBRE INTERIOR A LA HUMILDAD
Isidro Esparza Marín
DIOS ME INSTRUYE A TRAVÉS DE UN DERRAME CEREBRAL "LAS DOS PERLAS DE DIOS"
Isidro Esparza Marín
PENSAMIENTOS DE UN ENAMORADO DEL AMOR DE DIOS
Isidro Esparza Marín
ORACIÓN ESPONTÁNEA DE MUCHAS PALABRAS
Isidro Esparza Marín
REDES 110: EL ALMA ESTÁ EN EL CEREBRO - NEUROCIENCIA
Isidro Esparza Marín
EL CRISTIANO, TEMPLO VIVO DE ADORACION A DIOS
Isidro Esparza Marín
POEMAS DE AMOR DEDICADOS A MI TRINO-DIOS
Isidro Esparza Marín
¡Tú puedes ser santo hoy!
Isidro Esparza Marín