La Pertinencia de la Educación Financiera – GoConqr

Donde el talento acude para crecer

La Pertinencia de la Educación Financiera

La educación es un área que refleja como si fuera un espejo lo que sucede en la sociedad. Quizá si pensamos en otras áreas, esta relación no resulta tan evidente. Pero somos lo que aprendemos. Y es eso lo que aportamos a la comunidad, de forma que la educación se ha convertido en una forma excelente de percatarnos de las modificaciones, problemas y desafíos que enfrenta una comunidad determinada.

Si nos referimos a un ámbito muy específico de la educación como es la educación financiera, veremos que las redes que unen a la tecnología con las herramientas pedagógicas y didácticas son finas y abarcan muchos aspectos.

El amplio radio de desarrollo financiero en distintas latitudes ha permitido que distintos productos y servicios financieros se encuentren disponibles en muchos países y para gran variedad de personas; pero esta proliferación de productos y servicios financieros ha sobrepasado la capacidad que tenemos como individuos y como familias de tomar decisiones financieras bien informadas. Las decisiones personales en el sentido financiero se complican aún más por la gran influencia de la mercadotecnia: la gran mayoría de los productos nos son anunciados como la panacea en su rubro específico y esta situación se adiciona a la posibilidad de obtener créditos y a los planes de compra en cuotas. Todos estos avances financieros aumentan en sobremanera el riesgo de que tomemos decisiones financieras mal informadas, especialmente en un ambiente en que las personas tienen problemas para entender hasta los conceptos financieros más básicos.

Es por ello que tanto las instituciones gubernamentales como escuelas y entidades educativos de diversos tipos, se enfocan en brindar distintos niveles de educación financiera.

Ésta se enfoca sobre todo a diseñar estrategias para que las personas (niños, jóvenes y adultos) aprendan a manejar sus recursos económicos de una forma eficiente e inteligente. Para ello, parte de la idea de que debes conocer con qué recursos cuentas para poder gestionar su uso de una forma eficaz, valorando lo que se ingresa, lo que se gasta y pensando en el ahorro.

Esta sencillísima descripción de la educación financiera da cuenta de un sector educativo que desde hace tiempo ha existido de una forma un tanto marginal. Y es que, en ocasiones, nos podemos preguntar, ¿qué necesidad hay de una educación financiera cuando una gran parte de la población no cuenta con recursos económicos que administrar? Pero es en esta coyuntura que el aprender a optimizar los recursos se convierte en una piedra angular para muchas personas, permitiendo construir paulatinamente una ruta de ahorro y autonomía financiera.

Y si bien se puede hacer de forma autodidacta, también es cierto que  contar con herramientas digitales, textos, acceso a libros electrónicos e incluso la utilización de aplicaciones, son excelentes ayudas en el proceso de aprender a administrar los propios recursos económicos y financieros como si se tratase de una empresa.

Educación Financiera

Las clases de educación financiera se han popularizado en Europa, Asia y en algunos países de América Latina. En ocasiones propuestas por entidades u organizaciones independientes, por instituciones financieras como bancos y cajas de ahorro, por escuelas y Universidades o por instancias gubernamentales. Estas clases se enfocan a enseñar la importancia del ahorro y a manejar distintas herramientas tecnológicas que en la actualidad inciden en los patrones de consumo individual y social.

Por ejemplo, se enfatiza en la idea de consumir responsablemente por Internet. Se intenta educar en el consumo electrónico y el uso de tarjetas de crédito online ya que son nuevas formas de utilizar los recursos y no todos estamos listos para hacerlo con responsabilidad. Reconocer una tienda online seria, pagar usando adecuadamente la tarjeta de débito o crédito, e incluso usar herramientas para pagar sin contacto físico (chips inteligentes, pulseras de crédito…). Todas estas temáticas constituyen programas de educación financiera para ayudar a la población a comprender cómo utilizar herramientas que conviertan el consumo personal en previsión y autonomía.

Sin embargo, muchos de estos programas de educación financiera se dan en la forma de talleres enfocados a adultos. Este tipo de talleres son en general breves y por lo mismo no tienen un impacto realmente significativo en quienes los toman, pues lo aprendido se va disipando con el tiempo. Una alternativa interesante que se empieza a proponer para paliar esta dificultad en la asimilación de conceptos y estrategias financieras, es iniciar la educación financiera en la niñez y la juventud, como parte de los planes y programas de estudio escolares, para formar en estos conceptos y estrategias a los jóvenes y lograr que el conocimiento sea más sólido.

Los buenos hábitos financieros adquiridos desde la niñez pueden beneficiar la vida académica, laboral y los estándares de vida de las personas a lo largo de su vida. También sería una forma de aprovechar que son personas que ya pasan gran parte de sus días escolarizados y no hay que solicitarles que se trasladen a un sitio en particular para el aprendizaje financiero.

En conclusión, podemos decir que la necesidad de educación financiera, sobre todo en una época en que conceptos y tecnología financiera invaden a las personas desde su niñez, es innegable, como lo es la practicidad de iniciar en este tipo de formación temprano en la vida de las personas para que éstas adquieran buenos hábitos que los preparen para enfrentar este mundo tecnológica y financieramente desafiante.
 

carlaArtículo escrito por Carla Paz Martínez como blogger invitada.
Con experiencia docente de 10 años como profesora de inglés, Carla actualmente estudia online Mercadotecnia Internacional y se dedica a escribir como redactora web freelance.

 
 

Recursos para Estudiar Educación Financiera con GoConqr

En GoConqr podrás encontrar cientos de recursos que te ayudarán a aclarar tus conceptos sobre finanzas a todos los niveles o a enseñar a tus alumnos. Aquí tienes algunos ejemplos:


¡Regístrate ahora gratis para descubrir más recursos como los anteriores o crear los tuyos propios!